El regidor sanfernandino convocó una Asamblea Ciudadana con los/as afectados/as por la línea 7B del suburbano para dar cuenta sobre las últimas informaciones en relación a esta grave problemática.  

  • El primer edil también confirmó la próxima celebración de un pleno extraordinario monográfico para abordar este asunto y reforzar el apoyo a los/as afectados/as.

  • Asimismo, el mandatario local exige una reunión con la presidenta de la Comunidad de Madrid, porque esta situación requiere de la colaboración e implicación de diversas consejerías; y ya remitió una carta a la dirigente autonómica a quien, además, instó a visitar los inmuebles.

  • El Ayuntamiento ha elaborado un censo con una relación de viviendas que presentan daños, grietas o desperfectos y, también a instancias de la administración local, se puso en marcha una ‘Mesa de Coordinación Técnica’ integrada por profesionales en la materia de ambas instituciones.

El alcalde de San Fernando de Henares, Javier Corpa, convocó una Asamblea Ciudadana, en la tarde de ayer, en relación a las afecciones ocasionadas en viviendas por la línea 7B de Metro dando cuenta, personalmente, de la reunión mantenida con el director y subdirector de Infraestructuras de la Comunidad de Madrid. “El objetivo ha sido informar y establecer una línea de diálogo con los/as vecinos/as, que están hartos/as de esta situación, y vamos a trabajar ‘de la mano’, de manera conjunta y con la Plataforma de Afectados por Metro, no descartando movilizaciones (…). También quise transmitirles apoyo, porque no pararemos hasta lograr una solución definitiva”, dijo el regidor.

Asimismo, el aludido confirmó la celebración de pleno extraordinario monográfico sobre este asunto para la próxima semana. “Pretendo la aprobación de una resolución que respalde, todavía más, a los/as vecinos/as”, apostilló al respecto.

SOBRE LA REUNIÓN
Durante el encuentro con el director y subdirector de Infraestructuras, Corpa reclamó datos en torno al desarrollo de las intervenciones de asentamiento ejecutadas en el conocido como ‘punto cero’, es decir, en el entorno de las calles Pablo Olavide, Rafael Alberti y la Presa; y sobre el inicio de obras en el interior de los inmuebles que, según concretaron los responsables autonómicos, podrían comenzar en los meses de verano. Ambos aseguraron también, la necesidad de “intervención inmediata” en el número 33 de la calle La Presa y en un bloque de casas aledaño debido a nuevas afecciones por un colector.

No obstante, el alcalde considera “fundamental” una reunión con la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, que ya ha solicitado, y a quien instó a visitar las viviendas. “Esta problemática que requiere de la coordinación e implicación de varias consejerías para dar una respuesta global a esta situación (…). Estamos colaborando y poniendo nuestro ‘granito de arena’ ante un problema que depende y es competencia de la Comunidad de Madrid, porque nosotros/as no vamos a mirar para otro lado”.

Recordar que el Consistorio opera desde el inicio de la presente legislatura en este sentido, poniendo en marcha acciones como la elaboración de un censo con una relación de inmuebles afectados. También, y a instancias de la administración local, se creó la ‘Mesa Técnica de Coordinación’, integrada por profesionales en la materia de ambas instituciones.

AUDIO DEL ALCALDE, JAVIER CORPA